EL CERO

 

 Ojos sin fin girando,
retales esparce el autor de nadas,
explosión de giros, obra del hombre.
Geometría de colores abstractos,
pompa de jabón arco iris,
cero esfera de la nada.
Nada sabe de sus números,
gira sin prisa la invisible rueda,
Va subiendo al hombre hasta su cielo,
pisando los añicos del llamado tiempo.
Lo que era lleno; en un instante es polvo.
¡Derroche de siglos, una vida!